Deportividad exquisita de Rins en el título de Mir

Deportividad exquisita de Álex Rins en el título de su compañero Joa Mir. Quería ser él quien llevara de nuevo a la cima a Suzuki en su cuarta temporada con la fábrica de Hamamatusi, pero se tiene que conformar con pelear por el subcampeonato con Morbidelli, que le saca cuatro puntos, y eso no fue obstáculo para que felicitara públicamente al sucesor de Marc Márquez y ensalzara como una de las claves del éxito el buen rollo que hay en el box. El equipo que capitanea Davide Brivio no ha impuesto en ningún momento órdenes de equipo y, al final, no han hecho falta.

«No es fácil ganar el campeonato del mundo y estoy contento por Mir y por el equipo», empezó diciendo Rins en Dazn antes de hablar de su carrera, que terminó cuarto saliendo decimocuarto: «En cuanto a nosotros, creo que hemos hecho una buena remontada en un circuito en el que no es fácil adelantar, pero estoy súper feliz por Suzuki y, sobre todo, por Joan. Encarábamos la temporada con mucha fuerza, pero no me esperaba que consiguiéramos un campeonato».

Para el catalán, una de las claves del éxito es el buen ambiente que impera en el equipo azul:  “Tenemos un cariño en el equipo, somos una familia, y ese compañerismo nos hace estar un paso por encima”. Pero claro, a nivel técnico la Suzuki, la moto más equilibrada de la parrilla, tiene mucho que ver en este temporadón: «Hemos hecho un paso adelante respecto al año pasado con el motor que cambiamos en la pretemporada y el chasis también lo mejoramos un poco. Gracias a esto, Joan ha podido ser tan regular, aparte de mis altibajos, y ha conseguidio el campeonato».

 La relación entre Mir y Rins comenzó a mejorar a raíz de la carrera de Montmeló, donde ambos coincidieron en el podio como segundo y tercero, abrazándose y mostrándose por vez primera muy cercanos públicamente. Y es que no hay mejor medicina para todos los males que la del podio.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: