El Mercedes-AMG One quiere ser el más rápido del ‘Ring: ¿A quién debe superar?

Los chicos de Affalterbach llevan un retraso considerable en lo que al Mercedes-AMG One respecta. Pero ojo, es que introducir un motor de Fórmula 1 en un vehículo de producción no es moco de pavo. Por suerte, parece que poco a poco se va acercando la fecha de lanzamiento del hipercoche, y hoy podemos verlo tratando de lograr un récord en Nürburgring.

Gracias a ello podemos escuchar en acción su poderoso motor V6 de 1.6 litros. Es el mismo que ha impulsado durante varias temporadas el monoplaza de Fórmula 1 del equipo AMG. Capaz de acelerar hasta las 11.000 rpm en la carretera, desarrolla 1.050 CV de potencia y supera los 350 km/h.

La adaptación de una unidad motriz completa de Fórmula 1 para un hipercoche con homologación de carretera que, junto con su impresionante dinámica de conducción en circuito también debe de ser utilizable en el día a día e incluso en modo 100% eléctrico, está representando un tremendo desafío según la marca.

El trabajo de desarrollo del Mercedes-AMG One ha prestado especial atención a la aerodinámica activa. La compleja interacción entre los diversos componentes activos, como las lamas, las salidas de aire ubicadas en los guardabarros delanteros o el gran perfil aerodinámico trasero, confirman su eficacia incluso fuera del túnel de viento.

[embedded content][embedded content]

Sobre el papel, el Mercedes-AMG One tiene todos los ingredientes para establecer un nuevo récord de vuelta para un automóvil de producción en el circuito. La pregunta del millón es, ¿a qué deportivo debe superar y cuál es el actual tiempo de récord? Pues hablamos de 6:38.835 marcados por el Porsche 911 GT2 RS de Manthey Racing.

El rival del Mercedes-AMG One

El paquete de Manthey incluye componentes de chasis, aerodinámicos y de frenos que han sido especialmente desarrollados para el 911 GT2 RS. También lleva las llantas de aleación ligera de magnesio del Pack Weissach. Los componentes aerodinámicos son los que modifican el comportamiento dinámico en mayor medida.

Las aletas adicionales en el spoiler frontal, en combinación con los bajos de carbono y los nuevos elementos de canalización del aire situados en la zona de las ruedas delanteras, aumentan la carga aerodinámica en ese eje. Gracias a todo ello, la carga aumenta de 49 a 70 kilogramos a 200 km/h en esta parte del coche, mientras en el eje trasero pasa de 93 a 200 kg a la misma velocidad.

[embedded content][embedded content]

Esto último es posible gracias al nuevo alerón trasero, al difusor modificado y a los discos aerodinámicos de las ruedas posteriores. La suspensión coilover, con puesta a punto específica para circuito, se beneficia de la amplia experiencia de Porsche y Manthey en las carreras. Los amortiguadores delanteros pueden adoptar tres configuraciones diferentes y los traseros cuatro.

Las pastillas de competición del sistema de frenos cerámicos PCCB reducen la fatiga, mejoran la capacidad de respuesta y aportan una mayor precisión. Las llantas de magnesio, de 20 pulgadas de diámetro en la parte delantera y 21 pulgadas en la parte trasera, rebajan el peso en 11,4 kg y están disponibles en plata brillante, negro, oro, oro blanco metalizado y platino.

[embedded content][embedded content]

El nuevo depósito de agua adicional para la refrigeración por aspersión de los intercoolers incrementa el volumen total en aproximadamente nueve litros, lo que distancia los momentos de llenado. El Kit Performance de Manthey que comercializa Porsche Tequipment admite pedidos en los Centros Porsche de Europa.

Deja un comentario