Este salvaje Jeep Grand Cherokee Trackhawk de 800 CV se ríe del mismísimo Urus

Cuando nos preguntan por el SUV más potente y rápido del mundo la respuesta está clara: Su nombre es Jeep Grand Cherokee Trackhawk y cuenta con un motor V8 sobrealimentado de 6.2 litros que desarrolla la friolera de 717 caballos de potencia y 875 Nm de par motor para dejarnos literalmente pegados a sus asientos cuando rocemos el acelerador.

Este motor es el mismo que encontramos en las versiones Hellcat del Dodge Challenger y Dodge Charger, por lo tanto ya nos podemos hacer una idea de lo que es capaz. Sin embargo, especialistas del mercado de accesorios del automóvil como B&B Automobiletechnik consideran que estas cifras son insignificantes y nos deleitan con interesantes aumentos de rendimiento para esta versión del SUV.

Por 3.950 euros, la Etapa 2 del preparador puede elevar la potencia del V8 6.2 sobrealimentado de 717 CV (527 kW) y 875 Nm de par a unos masivos 800 CV (588 kW) y 985 Nm de par máximo. El modelo de serie solo necesita 3,7 segundos para pasar de 0 a 100 km/h, alcanzando una velocidad punta de 290 km/h, pero con las modificaciones, hablamos de 3,4 segundos y 300 km/h.

Si comparamos estos datos con las cifras de un Lamborghini Urus, veremos que el SSUV italiano es 0,2 segundos más lento y solo supera a este Cherokee Trackhawk por 5 km/h en la velocidad máxima. Pero si esto es demasiado, tranquilo, la Etapa 1 de B&B Automobiletechnik aumenta la potencia a unos más razonables 740 CV (544 kW) y 900 Nm de par por 1.498 euros.

Adicionalmente, el especialista ofrece un sistema de escape de acero inoxidable de alto rendimiento con control de solapa, el cual cuesta la friolera de 5.950 euros. También encontramos en el catálogo un juego de muelles deportivos por 798 euros, los cuales rebajan la suspensión en 50 mm; así como nuevas llantas en tamaño de hasta 22 pulgadas.

Galería de imágenes



Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *