Ford GT LM Edition: es hora de decir adiós al deportivo

El Ford GT es en la actualidad uno de los superdeportivos más exóticos y exclusivos del mundo. Esto se debe, en gran parte, a que hacerte con uno de ellos requiere pasar un largo proceso de selección por parte de la marca. La razón es sencilla, evitar que guardes ejemplares como este Ford GT LM Edition con fines especulativos. Es más, recuerda que muchos famosos se quedaron fuera de la lista de elegidos.

Si formas parte de los afortunados que son aceptados deberás tomar una serie de decisiones importantes: el color de su carrocería, pinzas de freno y el acabado interior. Por desgracia, no son muchos los mortales que vayan a tener esa suerte, y tras la noticia que os traemos hoy, todavía menos. La producción del Ford GT llega a su fin con esta edición especial.

La Edición LM ya está disponible para pedidos y por desgracia para muchos de sus clientes, solo verán la luz 22 ejemplares. Si bien aún no se ha anunciado el precio, la compañía ha confirmado que las entregas de las 22 unidades del Ford GT LM Edition comenzarán en otoño de este año.

El Ford GT LM Edition

El tercer y último Ford GT Heritage Edition rinde homenaje al éxito de la compañía en el Circuito de la Sarthe, donde la firma del óvalo azul fue testigo de dos victorias históricas. Sin embargo, en lugar de centrarse en la primera victoria de 1966, este Ford GT LM Edition se centra en la segunda victoria de la compañía contra Ferrari en 2016.

Cada ejemplar cuenta con detalles en fibra de carbono expuesta teñida de rojo o azul, en honor a la librea de los modelos de competición. Es el caso del divisor delantero, los faldones laterales, los umbrales de las puertas, el difusor trasero, las persianas del compartimiento del motor y los tallos de los espejos retrovisores exteriores.

También exclusivas de la Edición LM son las llantas de carbono expuesto de 20 pulgadas con detalles en rojo o azul. Cuentan con tuercas de seguridad de titanio pintadas de manera similar. Escondidos detrás de ellas están las pinzas de freno Brembo lacadas en negro. En la zaga vemos un escape doble único impreso en 3D hecho de titanio.

El mismo tratamiento recibe la insignia GT LM de titanio impresa en 3D. Este GT LM también cuenta con un interior de Alcantara hecho a medida, elementos únicos impresos en 3D y piezas reutilizadas del automóvil de carreras de 2016 que ocupó el tercer lugar. Es el caso de, por ejemplo, el cigüeñal, convertido en polvo y reconstruido.

Se ha usado como parte de la aleación única utilizada para imprimir en 3D la insignia del panel de instrumentos que aparece en las 22 unidades. No faltan los asientos de fibra de carbono que siguen la temática de colores. Lo mismo ocurre con otros detalles, como el botón de arranque. El resto del interior es una mezcla heterogénea de materiales selectos, como el cuero y la fibra de carbono.

Adiós al Ford GT

Este superdeportivo de competición fue el producto de décadas de herencia en el escenario internacional de las carreras de resistencia. Al igual que el GT40 original, Ford creó esta generación de Ford GT con un objetivo: ganar las 24 Horas de Le Mans. Y logró su objetivo en el primer intento de manera espectacular.

Ford anunció en su día que fabricaría otros 250 ejemplares de esta leyenda del automovilismo moderno, los cuales marcarán el final de una era que perdurará en la historia de Ford. Así lo ha revelado Multimatic, la empresa que fabrica el Ford GT. Esperan completar la producción de las 1.350 unidades del Ford GT que verán la luz en total para diciembre de 2022.

Por ahora es un misterio si algún día veremos una tercera generación del Ford GT. Desde luego, es una pena acercarse al final de la producción de este icono. Recordemos que el Ford GT tiene una potencia total de nada menos que 656 CV a 6.250 rpm. El par motor máximo es de 745 Nm desde las 5.900 vueltas, aunque un 90% de los mismos se alcanzan a 3.500 rpm.

Todo ello contando con que el GT tiene un peso de 1.385 kilogramos -relación peso potencia de 2,11 kg/CV- y una velocidad punta de 348 km/h. Además, la bestia de Ford Performance cuenta con tracción trasera. A ella se unen un motor montado en la parte central, una aerodinámica activa muy depurada y un modo “velocidad máxima en línea recta”.

Galería de imágenes

Deja un comentario