La verdadera y única razón por la que el BMW M3 Touring se está retrasando tanto

Creo que no me equivoco al afirmar que el BMW M3 Touring es uno de los coches más esperados de este 2022, especialmente si tenemos en cuenta su largo periodo de gestación. Pero lo cierto es que la firma bávara tiene una buena razón para ello, y no es otra que los ingenieros de BMW crearon el M3 Touring antes de que ni si quiera el proyecto fuese aprobado, o al menos así lo cuentan mientras nos ponen de nuevo los dientes largos enseñando su zaga.

Y es que apenas ha pasado una semana desde que la propia BMW no solo nos habló del nacimiento de la idea de un M3 familiar, sino que también nos mostró en primicia parte del coche. Una vez más, y pese a tener el coche finiquitado, nos vuelven a enseñar al M3 más esperado, pero con el matiz de que las ganas de la marca de gestarlo eran tal, que empezaron antes de lo previsto.

Bmw M3 Touring 2022 TeaserBmw M3 Touring 2022 Teaser

Empezar a fabricar el BMW M3 Touring antes de ser aprobado, la principal razón de su atraso

Toda esta historia empezó en 2019, mientras BMW aún experimentaba en Suecia con las mulas de prueba de los M3 y M4 actuales. Según cuenta Christian Karg, uno de los principales responsables del desarrollo del M3 Touring, vieron mucho potencial en aquellos prototipos como para no explotarlo, y rápidamente les vino a la mente el primer intento de crear un M3 familiar con el E46.

Sin embargo el proyecto era demasiado caro y complejo como para llevarlo al mercado, por lo que lo descartaron. Pero la tecnología y la ingeniería han avanzado, y fabricar hoy en día a gran escala un M3 Touring no es ni tan costoso ni complicado, pero ello no quita que el primer paso, en el que fusionaron a un prototipo del Serie 3 Touring que ya había concluido las pruebas con un M3 G80 en mismas condiciones, fuese también difícil de ejecutar.

Bmw M3 Touring Adelanto 3Bmw M3 Touring Adelanto 3

Pero lo que no se sabía es que dicho maridaje se llevó a cabo antes de que BMW M aprobase el proyecto, aunque bien es cierto que lo hicieron con la intención de presentar algo terminado que convenciese, y por suerte así fue. Aunque no sin un trabajo y esfuerzo detrás tal y como cuenta Karg y su equipo, a quienes se les complicó la tarea de adaptar el eje posterior del BMW M3 berlina al Serie 3 Touring estándar, así como el pilar C y la rigidez que este requiere en un vehículo más potente y duro.

En lo que a estética se refiere no se encontraron con demasiados problemas, puesto que instalar tanto defensas como pasos de ruedas no supuso demasiado inconveniente. Una vez que el proyecto estuvo terminado y consiguieron crear un BMW M3 Touring completamente funcional -conocido internamente como Bielefeld-, fue presentado para su aprobación.

Y es que ya no es solo el laborioso proceso de crear un coche ideado para una producción en masa, sino también lograr permisos y homologaciones para la viabilidad del mismo. Todo ello puede derivar en modificaciones, ajustes y numerosos aspectos burocráticos para conseguir dar cabida a un coche, aunque sea una variante deportiva de uno ya existente.

Sea como fuere, el BMW M3 Touring fue aceptado y pasó a denominarse de manera oficial G81. Pero ya no hay un proceso de creación ni de aprobación por lo que la firma alemana o está buscando el momento adecuado para presentarlo o simplemente nos está poniendo los dientes largos.

Deja un comentario