Mazda. Reunión de fans del motor rotativo

En el Jarama

El Mazda RX-7 cumple 40 años. Y, para celebrarlo, Mazda ha reunido en El Jarama más de 30 coches equipados con el icónico motor rotativo de la marca.

Mazda ha fabricado más de dos millones de automóviles equipados con motor rotativo, un propulsor que en la marca es ya todo un clásico. Y el RX-7 encabeza la lista como el modelo con motor rotativo más vendido de la historia. Un automóvil que este año cumple su 40 aniversario. Para celebrarlo, los fans de este particular motor se dieron cita en el circuito madrileño de El Jarama.

Más de 30 modelos Mazda con motor rotativo (también conocido como Wankel, por el apellido de su inventor) acudieron a la reunión con conductores procedentes de diversos puntos de España: Madrid, Valencia, Bilbao o Galicia. El evento dio cita a unidades del Mazda RX-8, incluyendo alguna versión especial 40º aniversario, y Mazda RX-7 de distintas generaciones.

El futuro del motor rotativo

Aunque ahora mismo Mazda no dispone de ningún modelo en el mercado con motor rotativo, la marca nunca ha dejado de investigar la viabilidad futura de este propulsor. De hecho, se habla de la llegada del RX-9 el próximo año y la marca ha anunciado la próxima comercialización de modelos eléctricos con extensión de autonomía que contarán con un motor rotativo.

oscaro ES - Image Banner 728 x 90

El primer modelo con motor rotativo fabricado en serie por la marca fue el Cosmo Sport. En 1970 comenzó a exportase a Europa, y un año después se alcanzaron las primeras 200.000 unidades producidas. La primera generación del RX-7 fue presentada en 1978. Con sus peculiares faros escamoteables y una silueta muy deportiva, equipaba un motor de 150 caballos, asociado a una caja de cambios manual de cinco velocidades, con la que conseguía acelerar de 0 a 100 en 8,5 segundos. Fue todo un éxito y de la misma se vendieron 570.000 unidades.

Primera generación del RX-7 de 1978Primera generación del RX-7 de 1978Primera generación del RX-7 de 1978

La segunda generación llegó en 1985, ofrecía variantes turboalimentadas, descapotables y una toma de aire en el capó. Sus motores eran más potetes, de hasta 180 y 205 CV en sus variantes Turbo y GT. La tercera generación del Mazda RX-7 fue lanzada al mercado en 1992 y continuó su producción hasta 2002. Contaba con un motor rotativo 1.3 de dos rotores de 240 CV, que conseguía acelerar de 0 a 100 en 5,2 segundos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar:close