«Si llueve se abre el abanico de podio, victoria y arrastrón»

Da gusto escuchar a Marc Márquez en la victoria y en la derrota, porque un décimo puesto para la parrilla del GP de Francia es un derrota para él. Sin embargo, encaja su situación con naturalidad, consciente de que «si llueve se abre el abanico». El parte habla de un 61% de posibilidad de lluvia para las 14:00, hora del inicio de la carrera, y del 74% para las 15:00

-He titulado la crónica del AS que usted queda en manos de la lluvia para la carrera de mañana, porque en seco parece imposible pensar en la victoria o incluso en el podio, ¿no?

-Sí. Sería noticia pensar ahora en la victoria o incluso en el podio. Seguimos en la tónica de las últimas carreras, desde Portimao. Estamos para ser quinto, sexto o séptimo en una buena carrera. Tenemos que seguir entendiendo qué nos está pasando, aunque más o menos lo sabemos. Está claro que no se mejora de una carrera a otra. Lo dije en Jerez. A ver si poco a poco podemos seguir evolucionando. Hoy por la mañana me he encontrado bastante bien. Sí que he hecho la vuelta a rueda de Quartararo. (Sonríe). He salido por todas partes, pero solo también me encontraba bien y tenía velocidad. Esta tarde, ni solo ni a rueda tenía la velocidad y la confianza. No he podido.

-¿Por qué no ha buscado una rueda en la Q2 como en el FP3? Era el momento más delicado y por la mañana Quartararo no se ha enfadado y aceptado su agradecimiento con un bonito apretón de manos de moto a moto.

-Bueno, Quartararo lo tiene claro. En mis tiempos mozos (risas), cuando lo tenía claro me daba igual quien me siguiera. Quartararo está en ese modo ahora. Sabe que no estoy para disputarle la victoria y él está en modo campeonato. Tira y bien que hace. Yo intento no estorbarle. Me pongo detrás y, si lo aprovechas, lo aprovechas, y si tienes la velocidad, que por la tarde lo he intentado un poco y he visto que no tenía la velocidad. He visto que la posibilidad de caída era muy grande y que para cambiar del décimo al octavo… He pensado en sacar mi cien por cien y mañana verempos si hay otra sensación.

-Cuando dice ‘sabemos lo que nos pasa’, ¿es cosa de su estado físico o de la Honda?

-Yo soy muy autoexigente conmigo mismo y sigo intentando mejorar, buscar cosas y encontrarme mejor. No estoy pilotando de la mejor manera, pero más o menos aceptable. Si hubiese una Honda ganando, sería diferente. Es ahí donde yo insisto, pero sí que es cierto que estamos en un punto en el que las ideas de concepto se están acabando y cuando se acaba ese camino se tiene que abrir otro, que son ya piezas nuevas desde Japón. Están trabajando en ello y seguro que llegarán pronto.

-Suerte para la carrera y a ver si llueve, que a sí puede pescar seguro…

-Si llueve se abre el abanico, el abanico de podio, de victoria y de arrastrón.

-Ya toca que la suerte le acompañe también, ¿no?

-La seguiremos persiguiendo. Y si no acompaña mañana, insistiremos.

Deja un comentario